Un RANCHO frente al mar

Vamos a ser sinceros; todos quisiéramos un ranchito frente al mar. Por lo menos ese es mi sueño. Levantarme temprano, alzar la vista y ver en el horizonte el color del mar. Bajar a desayunar un café con tostadas, comer algo energético y salir para la playa a ver el mar.   Estuve pocos días por…